Las estructuras de la Iglesia diocesana: organismos de colaboración con el obispo (I)

Las estructuras de la Iglesia diocesanaLas estructuras de la Iglesia diocesana: organismos de colaboración con el obispo.

Curia diocesana

Para llevar a cabo con la mayor eficacia y prontitud las distintas acciones pastorales, la Iglesia establece como ayuda del obispo, una serie de organismos y personas, que, de modo estable, cooperan en el gobierno de la diócesis. Todos estos elementos forman una estructura que recibe el nombre de Curia Diocesana (canon 464). Para desempeñar estos puestos, unas personas han de ser necesariamente sacerdotes y en otros casos, pueden ser ocupados indistintamente por cualquier miembro del pueblo de Dios, capacitado para ejercerlo. De esta forma, la Curia es un espacio adecuado para ejercitar la corresponsabilidad que todos los bautizados tienen en la misión de la Iglesia.

En la labor pastoral de su Diócesis, el Obispo cuenta con la ayuda inmediata de los vicarios: general, episcopales y de justicia, quienes, dentro de los cauces que señala la legislación eclesiástica, prestan su colaboración en el gobierno de toda la diócesis, en un sector pastoral o territorial de la misma, y en el campo de la justicia respectivamente. También cuenta con la colaboración personal del Canciller Secretario, Notarios, Ecónomo Diocesano, Delegados y Directores de Secretariados y otros cargos de la Curia, que ejercen sus funciones de acuerdo con lo dispuesto en el Código de Derecho Canónico y las normas diocesanas.

Así mismo, para su debido asesoramiento, cuenta el Obispo con diversos ORGANISMOS Y CONSEJOS, cuyos cometidos y líneas de funcionamiento se rigen por las normas del derecho canónico y de forma más concreta, por su propia reglamentación diocesana.

De estos, los más importantes son:

a) El Consejo Presbiteral, que representa colegialmente a todo el presbiterio diocesano y que tiene como fin asesorar al obispo en las cuestiones más importantes de la marcha de la diócesis, y de ser expresión de la comunión que debe existir entre los sacerdotes y el obispo y de estos entre sí.

b) El Colegio de Consultores que, constituido por un grupo de sacerdotes elegidos por el obispo de entre los miembros del consejo presbiteral, tiene por oficio asesorar al obispo en asuntos de especial atención y de elegir al administrador diocesano cuando se encuentre vacante la sede episcopal.

c) Consejo Diocesano de Pastoral, que compuesto por un número adecuado de sacerdotes, miembros de la vida consagrada y sobre todo laicos, tienen por cometido asesorar corporativamente al prelado en las líneas generales de la acción pastoral que se ha de seguir en la diócesis.

d) Consejo de Asuntos Económicos, que constituido por varios miembros, preferentemente laicos, expertos en la materia, ayudan al obispo en la gestión de los bienes diocesanos.

e) Cabildo de Canónigos. Dentro de la Iglesia particular destaca, por su significado, la Catedral. Es considerada como la Iglesia Madre de toda la Diócesis, sede cátedra del obispo y lugar, donde de forma especial, se expresa junto al obispo la comunión de la Iglesia particular. Al Cabildo de Canónigos corresponde atender a la Catedral en sus funciones litúrgicas, de acuerdo con lo establecido por la legislación eclesiástica y sus propios estatutos.

f) Delegaciones y Secretariados diocesanos. Toda la acción pastoral de la diócesis se enmarca en áreas en las que se integran las delegaciones y secretariados, que tienen como misión fomentar las diferentes actividades pastorales. Tienen como funciones concretas: promover las acciones y campañas correspondientes, dar a conocer las directrices y novedades de la Iglesia al respecto, coordinar los trabajos existentes y ofrecer la orientación y el asesoramiento pertinente. Al frente de las mismas se encuentra un delegado o director, sacerdote o laico, según convenga.

g) Centro de Estudios Teológicos. La Diócesis de Tenerife está comprometida con la formación teológica no solo de los futuros sacerdotes, sino también de los laicos que deseen obtener una adecuada capacitación académica, en el Centro de Estudios Teológicos, a través de los diversos cauces de formación.


*  *  *

Anterior    <<    Índice general    >>    Siguiente


*  *  *

Obra original:  extracto del Libro del Sínodo, tema 11

Fuente original: Diócesis de san Cristóbal de la Laguna, Tenerife (España)


 

Evangelio del día

 

Evangelio del día: La oveja perdida

Mateo 18, 12-14. Martes de la Segunda Semana del Tiempo de Adviento. Salir a anunciar el Evangelio es una gran responsabilidad como cristianos. Debemos ped...

Novedad

 

«Amigos de Jesús», para conocer, amar y seguir siempre a Jesús en familia; APP online gratis

Amigos de Jesús es un programa de catequesis para la preparación del camino de fe que los niños deben recorrer para recibir la Primera Comunión....

Cuadernos, recursos y guía

Amigos de Jesús

Cuentos de Casals

 

Cuentos «Serafín»: La Creación del Mundo

Al principio no existía nada, sólo Dios. Y como Dios es todopoderoso, creó el Cielo y la Tierra. ...

Recomendamos

 

«Aprendo a ser testigo del Señor»: Itinerario de vida cristiana hacia la Confirmación

Aprendo a ser testigo del Señor son tres cuadernos para los encuentros de catequesis con el Catecismo Testigos del Señor, cuyos autores son Pedro de la Herrá...